Cómo viajar tranquilos con niños y no sufrir en el intento

Diles cuanto queda, no les des bebidas, lleva juguetes o ponles una película para hacer mucho más ameno su viaje

Todos sabemos que viajar con niños en el automóvil es toda una aventura. Y para que esa aventura te resulte mucho más tolerable la próxima vez, hemos preparado para ti algunos consejos para viajes largos con niños en el automóvil.

  1. Viajar de noche

Una muy buena alternativa es viajar de noche, así evitaras el calor o las peleas entre los hermanos porque estarán agotados y dormirán. Procura que cuando se duerman permanezcan sujetos y sentados en sus alzadores o sillas.

  1. Calcule bien la duración del viaje

No porque sean niños no deben estar informados del viaje. Informales la duración del trayecto y todo lo que necesiten saber para reducir su ansiedad. Calcula el viaje incluyendo las paradas, tacos, etc.

  1. Ropa y comida adecuadas

Si el viaje se hará de día, deberás llevar líquidos para que se hidraten. Evita las bebidas de fantasía porque les dará aún más sed y les causará molestias digestivas. En cuanto a la vestimenta, si se viaja de día sugiere ropa liviana y de noche las almohadas y mantas ayudan bastante con la comodidad.

  1. Juguetes y entretención

Si tus niños tienen menos de cinco años, los juguetes son muy importantes así que llévalos para evitar que se angustien. Si son más grandes diles por ejemplo que te ayuden a crear una lista de canciones para el viaje con su música favorita y la de cada uno de los pasajeros.

  1. Dispositivos y aplicaciones

Otra excelente alternativa es que compres un DVD portátil para que los niños puedan ir viendo una película durante el trayecto. Puedes encontrar estos equipos en tiendas especializadas en seguridad para el vehículo, donde podrás encontrar también, láminas de seguridad e incluso GPS Tracker.

Ahora ya sabes como sobrellevar esta aventura de viajar con niños a bordo ya sea en trayectos cortos o largos, porque, sea como sea siempre les resultará difícil permanecer sentados y quietos.